Aun tras aquella tragedia en el bar… la vida sigue

bretLos integrantes de Poison ya habían sufrido una tragedia cuando su guardaespaldas, de nombre Kimo, fue encontrado sin vida en una habitación de hotel en la Navidad de 1988, lo que inspiró a Bret Michaels a componer “Something To Believe In”.

Un año después, otra muerte manchó los alrededores de la agrupación estadounidense. En un bar cercano a Palm Springs, una ex novia del guitarrista C.C. DeVille se encontraba preparando algunos tragos cuando un individuo pasado de copas comenzó a hostigar a los clientes presentes en el lugar. A raíz de ello fue expulsado a la fuerza, pero unos minutos después regresó armado y abrió fuego.

C.C., quien justamente acababa de acordar con ella que el noviazgo debía quedar en una mera amistad, dejó las sesiones de grabación del álbum Flesh & Blood en Canadá para volar y presentarse en el funeral. El episodio derivó en la creación de “Life Goes On”, emotiva pieza que se convertiría en el cuarto sencillo promocional de aquel exitosísimo disco de Poison, ingresando oficialmente al mercado el 21 de abril de 1991 y escalando hasta el lugar 35 del Billboard Hot 100.

Así publicó el Entertainment Weekly el 13 de julio de 1990: “Poison lanza un grito desafiante a cualquiera que haya querido mantener relegada a la banda, pero hay otras canciones que suenan más reflexivas. Entre estas mutaciones destaca ‘Life Goes On’, balada en la que crecen las voces en cruda armonía para llorarle a un amor arrancado.

Además de las letras llenas de sentimiento en las que se abordaba más una ausencia pasajera que un adiós definitivo, DeVille descargó tal vivencia en uno de los solos de guitarra más vehementes y conmovedores de la carrera del cuarteto.

El artista justo atravesaba entonces por una de las etapas de más excesos, especialmente por su adicción a la cocaína. Esto orilló a la banda a echarlo en 1991, durante una noche en la que el guitarrista llegó incluso a intercambiar golpes con Michaels. La separación duró ocho años y DeVille volvió al redil.

“No sé contestar el motivo por el que algunos de nosotros caemos en los excesos. No nos equivoquemos, yo caí en el alcohol y en cosas así, pero hoy pienso que, quizá, mientras la gente te voltea a ver porque eres popular, yo no me sentía tan especial ni disfrutaba el momento. Afortunado es quien puede interpretar algo con lo que la gente se identifique”, dijo C.C. en 2008.

Pese a tantos acercamientos al infierno, el rubio logró conectar con muchos a través de “Life Goes On” porque, a final de cuentas, como reza la letra, la vida sigue.

You heal up my wounds, I tasted your tears, you spilled out your heart… so I let out my fears

Anuncios

Un comentario en “Aun tras aquella tragedia en el bar… la vida sigue

  1. Poca gente es fan de Poison (quiza ahora mas gente lo escuche con el gran revival de fines de 80s/principios de 90s que hay) por considerarlos posers, caricaturescos, etc pero tienen muchas letras excelentes, emotivas e interesantes, incluso con critica social. Otras son simplemente festivas y tambien bien realizadas. Es un grupo que me gusta bastante todavia.

Opina en Radiolaria

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s