El show más frenético de todos los tiempos

No había otra manera. Joy Division se terminó cuando Ian Curtis, atormentado por sus ataques de epilepsia y por un divorcio inminente, se colgó de una viga en su cocina, en mayo de 1980, así que ésta era la oportunidad más grande de disfrutar lo que queda de aquella extraordinaria banda.

Peter Hook, con quien he tenido el privilegio de platicar más de una vez, ha configurado el sábado pasado en el Pasagüero una noche de celebración junto a su banda The Light, y, de paso, ha mezclado todo lo necesario para consumar el concierto más frenético al que me ha tocado asistir en más de 30 años. Unknown Pleasures (y más que ello) ha sonado como nunca. Prueba de ello es el archivo musical de Soundcloud que he colgado al final de este post y que incluye varios cortes del citado concierto en la mismísima Ciudad de México.

Desde los primeros acordes de “No Love Lost” (cerca de las 23:30 horas) hasta el cierre con “Transmission” y “Love Will Tear Us Apart” (ya entrada la madrugada), el bajista de Joy Division ha desatado la epilepsia en los presentes. No sé si ha sido coincidencia o mera percepción que se extrae por contexto, pero mentiría si dijera que no vi en los fans aquellos movimientos del mal que aquejaba a Ian. Caderas sin huesos, brazos moviéndose como filamentos, rostros sin mirar a ningún lado. Todos parecían golpear frenéticamente al aire como lo hacía aquel genio de 23 años.

La interpretación de “Digital”, cuarto tema del repertorio de Hook, le arrancó la carne a los presentes y dejó a la intemperie un violento encuentro de esqueletos en libertad total. Las mujeres dejaron de ser mujeres y entraron al cataclismo que honraba y revivía a Joy Division sin respeto por el género ni por las líneas rectas. Al amparo de la manta del Unknown Pleasures que colgaba al fondo del escenario, todo se volvió un desahogo amorfo, un electrocardiograma desbocado.

Además de la magia del que considero hasta ahora el mejor show del 2011 en nuestro País, me quedo con las palabras que me regaló Hook en una entrevista que le hice el pasado 15 de septiembre. Nada puede honrar mejor a Curtis que esto:

“Ian está congelado en un look maravilloso de un chico de 23 años en el tope de su carrera. Nosotros, en cambio, envejecimos alrededor suyo, pero él sigue viéndose fantástico”.

Setlist – 011011 –

No Love Lost, Leaders Of Men, Glass, Digital, Disorder, Day Of The Lords, Candidate, Insight, New Dawn Fades, She’s Lost Control, Shadowplay, Wilderness, Interzone, I Remember Nothing // Atrocity Exhibition, Isolation, Twenty Four Hours, Warsaw, Failures // Atmosphere, Ceremony, Transmission, Love Will Tear Us Apart

Un comentario en “El show más frenético de todos los tiempos

  1. Jmmmmm bueno pues no se oye mal jajaja y menos para ser una canción en vivo pero no es realmente mi estilo pero quizás si los escuchara más podría gustarme, así fué como me pasó con Oasis jajajaja
    En cuanto a Ian, quien fuera el, que se quedó así siempre y además era en verdad bello, ojala yo me viera así de delgado! que envidia, aunque no tanto de su vida, tan solo quiero su figura jajajajaja

    tqmmmmmmmmmm!

Opina en Radiolaria

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s